Saltar al contenido
Diferencias.eu

Diferencia entre asociación y sociedad

Como es bien sabido, el hombre es un ser social por naturaleza. Desde sus inicios en la tierra se ha agrupado con sus semejantes para lograr el bien común a través del desarrollo de actividades individuales y colectivas. En este sentido, asociación y sociedad son dos términos que tienen que ver con las uniones de individuos que, por intereses comunes se agrupan y realizan diferentes actividades.

En materia fiscal, asociación y sociedad son dos tipos de figuras jurídicas con características definitorias. Por lo tanto, en este artículo presentamos las definiciones de ambos términos para señalar, posteriormente, las diferencias que existen entre ellos.

Asociación

Una asociación es una agrupación de individuos con fines e intereses comunes. Una asociación se forma cuando se intenta escoger una forma ideal para llevar a cabo un proyecto de negocio o desarrollar alguna actividad para el logro de objetivos comunes. En el ámbito jurídico, la finalidad de una asociación es la realización de actividades para el logro de objetivos comunes que de ninguna forma obedece a intereses económicos.

Por otra parte, la naturaleza de las asociaciones conlleva a tener ventajas fiscales por sobre las sociedades, pero estas ventajas limitan el tipo de actividades que pueden ser realizadas por las asociaciones. Seguidamente, las asociaciones pueden tener distinto carácter de acuerdo al fin que persigan. En este sentido, pueden existir diferentes tipos de asociaciones como:

  • Asociaciones culturales y artísticas: buscan rescatar, promover o difundir actividades de naturaleza artística como la música, la pintura, el teatro o la danza.
  • Asociaciones deportivas: promueven la práctica de actividades deportivas y recreativas.
  • Asociaciones benéficas o de interés social: buscan ayudar a los desfavorecidos o necesitados.
  • Asociaciones de vecinos: procuran el bien común de las comunidades.
  • Asociaciones de padres de alumnos: buscan participar de manera activa en el proceso educativo de los hijos, entre muchas otras.

Como se puede apreciar, el fin de estas asociaciones no es económico aunque se permite la realización de ciertas actividades que generen ingresos económicos para cubrir gastos operativos. Además pueden recibir aportes, contribuciones o donativos de sus socios o de otro tipo de entes públicos o privados.

Sociedad

Una sociedad se puede definir como una agrupación de individuos que se relacionan bajo leyes comunes que sirven para regular el comportamiento y conducta de sus integrantes. En materia jurídica, una sociedad es una agrupación de individuos cuya finalidad es principalmente de carácter económico. Esto quiere decir que, las sociedades persiguen un beneficio económico con su conformación.

Por otra parte, en una sociedad los socios son titulares de una parte del capital social con el que se conforman. Por ello, es obligación de los socios hacer aportes económicos a favor de la sociedad y una vez que existan ganancias, el dinero se invertirá en la sociedad y así sucesivamente. Seguidamente, una sociedad lleva a cabo actividades mercantiles, comerciales, empresariales, entre otras.

En cuanto a las obligaciones fiscales, se puede decir que las de una sociedad son muy estrictas, ya que, el dinero debe ser comprobado y los ingresos y egresos deben ser registrados para posteriormente ser declarados.

Existen diferentes tipos de sociedades, entre las que se mencionan:

  • Sociedad anónima.
  • Sociedad de responsabilidad limitada.
  • Sociedad civil.
  • Sociedad mercantil.
  • Sociedad laboral, etcétera.

Todas las sociedades mencionadas varían de acuerdo a sus fines, a la cantidad de socios y al modelo de inversión.

Teniendo en consideración lo anteriormente expresado se puede decir que, las principales diferencias entre asociación y sociedad son:

  • Una asociación es una entidad en la que un grupo de individuos se unen para llevar a cabo una finalidad común que no obedece a la obtención de un lucro mientras que una sociedad es una entidad en la que los socios se unen para persiguen conseguir un beneficio económico, es decir, en las sociedades el carácter económico es predominante.
  • Los fines de una asociación son la difusión y práctica de su fin o su objetivo mientras que los fines de una sociedad es la obtención de lucro.
  • Las asociaciones suelen mantenerse de donaciones, cuotas y subsidios y pueden realizar actividades para recaudar fondos para gastos operativos mientras que las sociedades se mantienen por las aportaciones monetarias e inversiones que hacen sus socios.

¿Qué te ha parecido el artículo?