Diferencias entre Motivación Intrínseca y Motivación Extrínseca

0
156

En psicología, podemos encontrar que la motivación son los estímulos que conducen a la persona a actuar de una forma determinada, realizando ciertas acciones que lo lleven al logro de una meta o de un objetivo en particular o a satisfacción de una necesidad. La palabra motivación proviene del latín -motus- que quiere decir –movido- o –motivo-, por lo cual, se infiere que, motivación es la particularidad humana que lo guía a realizar acciones.

Desde otro punto de vista, la motivación es provocada por diferentes factores como las necesidades, intereses, experiencias, competencias, creencias, carencias, entre otras. Dichos factores pueden originarse dentro de la persona o pueden venir del exterior, por lo que se estaría hablando de motivación intrínseca o motivación extrínseca. El presente artículo tiene por objeto mostrar las diferencias entre estos dos tipos de motivación, para ello es necesario ampliar ambas definiciones y establecer las diferencias existentes entre ellas.

Motivación Intrínseca

Podemos decir que la motivación intrínseca es la motivación que proviene del interior de una persona en respuesta a sus intereses, deseos, necesidades, metas, creencias o valores. Esta motivación es voluntaria y obedece a la necesidad o deseo de la persona de actuar de una forma u otra para lograr determinada meta.

Un ejemplo de motivación intrínseca puede ser el deseo de una persona de ser artista, si ese deseo se convierte en motivación, la persona buscará la manera de formarse en las artes para adquirir y desarrollar competencias artísticas que lo lleven a desempeñarse en el medio artístico con interés y entusiasmo para alcanzar el éxito.

Motivación Extrínseca

La motivación extrínseca es la motivación que proviene de factores externos a la persona en respuesta a metas y recompensas impuestas o concebidas por la sociedad. Esta motivación se origina cuando lo que produce el estímulo no proviene de la persona sino del entorno y obedece generalmente a recompensas del tipo tangibles.

Un ejemplo de motivación extrínseca puede ser estudiar para obtener las más altas calificaciones de la clase y sobresalir del resto, mas no para aprender los contenidos estudiados.

Para efectos de este artículo, se ha podido observar que motivación intrínseca y motivación extrínseca tienen similitudes pero no significan lo mismo. Ambas motivaciones están orientadas al deseo de lograr una meta en específico pero por razones diferentes, por lo que se trata de diferentes tipos de motivación. Por tanto, se resumen las diferencias más resaltantes en el siguiente cuadro:

Motivación intrínseca Motivación extrínseca
La motivación intrínseca es aquella que proviene del interior de la persona. La motivación extrínseca es aquella que proviene de factores externos a la persona
La motivación intrínseca implica la realización de una acción por sí misma. La motivación extrínseca implica el deseo de obtener una recompensa externa.
La motivación intrínseca obedece al deseo de realizar algo por uno mismo. La motivación extrínseca obedece a recompensas tangibles (Una calificación, un premio, una medalla).
La motivación intrínseca permite que la persona dure más tiempo interesada en algo o realizando ciertas actividades. La motivación extrínseca generalmente se termina cuando se logra la recompensa.
La motivación intrínseca aparece por el deseo de la persona de hacer las cosas -bien hechas-. La motivación extrínseca se da por el deseo de obtener una recompensa o reconocimiento del exterior.

 

¿Qué te ha parecido el artículo?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here